Resisten productos de primera necesidad embate del Covid-19

Guanajuato, Gto.- Durante los seis meses que se ha mantenido vigente la pandemia del Covid-19, los productos de primera necesidad y que forman parte de la canasta básica han resistido el embate de la enfermedad y pese a todo, los precios se han mantenido estables.

En un recorrido por el Mercado Hidalgo, el cual es considerado el centro de abasto más importante de esta ciudad, comerciantes y locatarios aseguraron que los precios de los productos que integran la canasta básica de las familias guanajuatenses se han mantenido estables.

“Hay productos como las verduras y las frutas que cuando uno surte suben de precio, pero pasan las semanas y vuelven a bajar. Ahorita los precios se han mantenido y hay buena oferta y calidad”, dijo Reyes López, quien atiende un local de venta de fruta y verdura.

Entre los productos de mayor demanda además de las frutas y verduras, se encuentran también granos, carnes, pastas, huevo, leche, pan y tortillas que no han variado sus costos.

Legumbres como el jitomate tienen un precio de 17 pesos el kilo, 9 la cebolla, 52 pesos el chile serrano, 20 el tomate, limón a 23 y los granos como el frijol cuestan a 27 pesos el kilo, 21 el arroz.

Frutas como la manzana andan en 32 pesos el kilo, 23 el mango, 18 el melón, 21 pesos la guayaba, entre los productos de mayor consumo.

La carne como es el caso del bistec cuesta 140 pesos el kilo y 90 la de cerdo, mientras el poyo tiene un precio de 45 pesos, además del huevo que se mantiene en 38 pesos.

La tortilla mantiene su precio de 17 pesos y el bolillo se ubica en 5 pesos, mientras la pieza de pan dulce cuesta 6 pesos y el azúcar cuesta 25 pesos.

Por su parte, los consumidores, especialmente amas de casa señalaron que los precios se mantienen accesibles, aunque se espera un repunte para los meses siguientes, debido a que aumentará la demanda para el fin de año.

“No han subido mucho los precios, casi todas las frutas y verduras se han mantenido bien. Yo vengo una vez a la semana y a lo mejor gasto entre 200 y 300 pesos en hacer el mandado”, afirmó María Soledad Graciano, ama de casa.

Tanto consumidores, como comerciantes esperaban que debido a la pandemia, los precios aumentarán, algo que afortunadamente no ha ocurrido porque la producción en el campo no se ha detenido.

“Nosotros pensamos que con la enfermedad iba a haber escasez y aumento de precios, pero no ha sido así. Hay mucha solidaridad de la gente del campo que trabaja y nos trae buenos productos, también a buenos precios”, aseguró Mario Gutiérrez, que atiende un local de venta de frutas y verduras.

Osvaldo García Ledesma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *