Se unen ciudadanos y gobierno para embellecer El Baratillo

Por Osvaldo García Ledesma

Los integrantes del movimiento Limpiemos Guanajuato y el gobierno municipal pusieron en marcha un programa para pintar las fachadas de hogares, negocios y establecimientos ubicados en la zona de El Baratillo.

En la histórica plazuela que fue creada desde 1852, serán colocados 2,500 metros cuadrados de pintura, a base de cal, con tonos pastel y acorde a las condiciones y características que marcan los reglamentos del INAH.

La pintura fue donada directamente por las familias Rangel de Alba y Reyes Retana, quienes junto con Limpiemos Guanajuato aportaron para adquirir 47 cubetas de pintura de 19 litros cada una y serán los empleados de Obras Públicas los que hagan la labor de colocación.

Con este programa, tanto el movimiento como autoridades pretenden contribuir a mejorar la imagen urbana de las zonas más representativas y emblemáticas de la ciudad.

La puesta en marcha de este programa, que surge a iniciativa de los integrantes de Limpiemos Guanajuato se celebró la mañana del pasado sábado en la plaza del Baratillo y contó con la presencia de autoridades municipales, quienes dieron la bienvenida a esta iniciativa.

Limpiemos Guanajuato es un movimiento que encabezan Elisa Jaime y Hugo Rangel Cerrillo, quienes con el apoyo de otras personas como David Rincón, Alejandra López, Carmen Alcalde, Norma Carmona, Marco Campos, Elisa Rangel, entre otros, lo han consolidado.

Su labor comenzó desde hace un par de años con el limpiado y barridos de diversos barrios, colonias y callejones de la ciudad, así como otras demarcaciones ubicadas en la zona sur.

Durante la presentación del programa, que inicia formalmente este lunes por la mañana con la colocación de pintura, el cronista de la ciudad, Eduardo Vidaurri Aréchiga explicó la importancia que representa este tipo de labores para la conservación de los sitios y monumentos históricos.

Recordó la vasta y rica historia que caracteriza a la Plazuela del Baratillo, la cual es de las más antiguas de la ciudad, con una historia que inició en 1852 y donde lo mismo han funcionado mercados que diversos negocios y establecimientos, además de casas habitación.

Por su parte, el titular de la Dirección de Obras Públicas Municipales, Héctor Manuel Morales Ramírez agradeció el respaldo de Limpiemos Guanajuato, además de la participación altruista de todos quienes los conforman.

Explicó que la donación que hacen este grupo de personas permitirá mejorar la imagen urbana de la ciudad y aquellas zonas que son de importancia para el turismo y los mismos habitantes.

En la ceremonia también estuvieron presentes las regidoras Cecilia Phols Covarrubias y Virginia Hernández Marín, quienes, en representación del alcalde, Alejandro Navarro reconocieron y agradecieron esta loable labor.

La regidora, Cecilia Phols dio lectura al texto que pronunciaría, Javier Rangel de Alba, quien por motivos de salud no pudo hacerlo y en donde dejo claro que esta decisión no tiene ni fondo ni interés alguno, sino sólo contribuir como ciudadanos a mejorar y conservar de mejor manera los espacios de uso común.