Siguen fabricando carbón de manera tradicional en el Potrero

Siguen fabricando carbón de manera tradicional en el Potrero

mayo 29, 2018 Off By

Situado en el corazón de la sierra de Guanajuato se ubica la comunidad del Potrero, donde sus habitantes viven de la fabricación del carbón de encino, que según los expertos, es de los más cotizados en el mercado, pues además de ser de encendido rápido, le da un sabor especial a la carne.

Hace poco más de tres años, según la información que pudimos recabar entre algunos carboneros del lugar, el gobierno federal a través de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, los apoyó con la construcción de dos modernos hornos para la fabricación de carbón, comentan que la idea era mitigar el impacto que su actividad provoca en el medio ambiente y agilizar su trabajo, con el paso del tiempo, el gusto se les acabó y terminaron por abandonarlos, y regresar a la añeja técnica que utilizan para la fabricación de carbón, bajo el argumento que dichos hornos en lugar de beneficiarlos los perjudicaba.

Comentaron que al utilizarlos, su producto se quemaba más de la cuenta, por lo que en vez de ganar perdían, así que no tuvieron de otra que volver a sus métodos tradicionales, tras señalar que su actividad para nada afecta al medio ambiente.

También negaron que el utilizar encino afecte a la sierra, pues comentan que es todo lo contrario: dijeron que su actividad es como realizar una poda, lo que permite la regeneración y el nacimiento de más encinos.

La fabricación de carbón, además de no ser una tarea fácil, tiene su chiste, comentaron nuestros entrevistados. Explicaron que después de cortar los encinos, convertirlos en trozos, juntarlos en pilas y cubrirlos con tierra y hojas, deben esperar cuando menos 15 días para que la leña se convierta en carbón, dijeron que en este lapso, deben estar al pendiente del montículo en mención, al que llaman horno, para evitar que este se pudiera apagar o que su producto se queme de más y se eche a perder.

Nos contaron que la utilización de tierra y hojas sirve como un respiradero natural que permite la entrada del aire que regula el fuego y permite que el carbón no se queme de más y sea un producto de calidad.

Por cierto, los carboneros del Potrero dejaron claro que cuentan con el permiso requerido para explotar la sierra a través de la fabricación y venta del carbón.