Se propaga epidemia de piojos en la capital del estado en la década de los años 30

Durante la década de los años 30, en esta ciudad capital se presentó una invasión de piojos, que amenazó con desatar una epidemia de tifus. Así se narra en la columna denominada CHIRIGOTA, que cada domingo se publicaba en El Noticioso.

El responsable de este ameno espacio, quien se hacía llamar Felipillo, más allá de advertir sobre el riesgo que implicaban los pijos para las personas, de manera sabrosa e irónica comentaba el ruido que causaba el matar con las uñas de los dedos a estos regordetes animalitos.

Además de dar la noticia, Felipillo comunicaba de manera coloquial que Salubridad aconsejaba una matanza general de piojos para evitar el tifo y que la gente humilde, que era la más afectada, se bañara y cambiara de ropa cuando menos dos veces a la semana.

Y de su libre albedrío decía que en cuanto al baño, unos no lo querían practicar, porque acompañados de ciertas personas, el jabón se perdía. Y en cuanto a la ropa, señalaba que había proletarios que como el negro del testamento, solo tenían unos calzoncillos sin pretina ni fondillos. Y así, ni modo, escribía socarronamente.

Y comentaba irónico que eso de matar piojos resultaba un entretenimiento incomparable, pues espulgar las enmarañadas cabezas de los críos, y despachurrar bichos en la uña del pulgar era el trabajo de todos los sábados de nuestra gente humilde; además de oírse muy sabroso cómo crujían los animalitos hinchados de sangre humana cuando los apretaban entre dos uñas.

Y claro, no podrían faltar los comentarios mordaces sobre el devenir diario, los actos políticos y de inseguridad que también abundaban en dicha época.

Con motivo del Día de la Libertad de Expresión y Prensa, les presentamos este rico legado del periodismo cuevanense.

Las columnas de los diarios reflejan los problemas que se viven en ese entonces, puntos de vista sobre los mismos, en este caso con un matiz chusco; muchos de ellos que siguen siendo actuales, como la necesidad de que el ejercicio de gobierno sea transparente.

En el último comentario, se habla del filósofo español, haciendo referencia a la convulsa situación por la que atravesaba España, meses antes de que estallara la guerra civil, acontecimiento en el que finalmente el rector de la universidad de Salamanca se mostró contrario al gobierno de Franco, por lo que se le destituyó.

Chirigota es una agrupación músico coral de carácter carnavalesco que canta en las calles ofreciendo coplas humorísticas.

Por cierto, que en el número de El Noticioso del que se tomó la columna, la noticia principal se refiere a la renuncia del presidente municipal Lauro Guerrero, por lo que el comentario que trata de la necesidad de que el ejercicio de gobierno sea transparente al parecer se refirió a ese hecho.

Antonio Abúndiz Ramírez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *